Exfoliante natural con cúrcuma

1 Compartir

Piel sana, resplandeciente y ¡que te aportará menos molestias!

¿Sabes que es importante exfoliar la piel al menos una vez por semana  y mejor aún  utilizando un exfoliante natural con cúrcuma?

Cuando hablamos de exfoliar nos estamos refiriendo a la acción de liberarnos de las células muertas, consiguiendo con ello  que nuestra piel se vea mucho más suave y con un aspecto más terso, libre de piel seca y un aspecto menos brillante.

Si te exfolias cada semana con un exfoliante natural evitarás los puntos negros, así como el picor por la presencia de la piel seca (combinando la exfoliación con un posterior tratamiento hidratante), pero además, el hecho de notar tu piel más elástica y brillante hará que te sientas con una autoestima más saludable.

La cúrcuma, gracias a sus poderes antiinflamatorios y capaces de cuidar la piel, hace que prevengas las alergias, las dermatitis y también los eccemas.

Puedes realizar esta exfoliación al menos dos veces por mes y así conseguir cambios muy beneficios en ti.

Cómo preparar el exfoliante natural con cúrcuma

Tan sólo,  para hacer el exfoliante natural con cúrcuma, mezcla un poco de azúcar blanco o azúcar moreno con una pasta de cúrcuma, que prepararás con una parte de cúrcuma y otra de agua templada (aquí podrás ver cómo se prepara la pasta de cúrcuma para la leche dorada)

Cuando tengas todo mezclado, aplícalo con la ayuda de un pincelito en la cara, brazos o la zona del cuerpo donde notes que más lo necesitas.

Normalmente, tendrás que realizar movimientos circulares al aplicarlo que te ayudarán además a activar la circulación sanguínea.

Si lo deseas, también puedes frotar el mismo exfoliante con un guante de crin sobre tu piel de manera suave. Notarás después al enjaguarte con agua templada, como tu piel lucirá diferente.

No hace falta que dejes la pasta de cúrcuma exfoliante actuar durante minutos, ya que no es una mascarilla.

Por norma general, el exfoliante natural casero funciona para todo tipo de pieles y no tendrás grandes problemas a la hora de aplicártelo.

La mejor cúrcuma para utilizar es la molida, y mejor la orgánica. No utilices la raíz fresca puesto que podrá teñirte de manera más fuerte la piel de un tono anaranjado vivo.

Si quieres potenciar el efecto seda en tu piel, puedes agregar un poquito de yogur natural con fermentos, (un par de cucharaditas a la mezcla).

Notarás como cada día tu piel se ve más perfecta, sin impurezas y siempre gracias a la utilización de ingredientes naturales, que podrás encontrar en cualquier tienda de tu ciudad especializada en especias.

Como complemento al exfoliante natural, te recomiendo una mascarilla de yogur para el rostro, que podrás hacer con papaya fresca y yogur. Dejándola actuar durante al menos 15 minutos, notarás la piel incluso más relajada, haciendo que desaparezcan las incómodas y antiestéticas ojeras.

Como puedes ver no es difícil cuidarse en casa, sin tener que renunciar a los mejores tratamientos de spa.

No es necesario gastarse una fortuna en cosméticos que pueden resultar, además, dañinos para tu piel. Te sorprendería saber que muchos productos de alta cosmética tiene una cantidad pequeña pero suficiente de plomo y aluminio, algo que puede estar dañando tu piel de manera severa.

También puedes aplicarte esta espuma  limpiadora facial con cúrcuma  adecuada para pieles sensibles y propiedades calmantes. Y si no tienes tiempo de prepara tu propio exfoliante, te recomiendo este jabón hecho a mano con ingredientes naturales 100%

Amazon box=»B06XW6GCD6″

Ángel Montero

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies